Subscribe Now

* You will receive the latest news and updates on your favorite celebrities!

Trending News

El impacto económico del COVID-19 en el mundo
Economía

El impacto económico del COVID-19 en el mundo

¿Cómo enfrentarán los países los efectos de la pandemia?

La pandemia del COVID-19 ha impactado la economía de todo el mundo y de acuerdo con cifras oficiales publicadas en estos días, el PIB de muchos países refleja importantes contracciones en el primer trimestre del año.

China, el epicentro del virus, reportó una caída de -6.8% del PIB en su comparación anual al primer trimestre. Este es el peor resultado de ese país desde la década de los 90´s; sin embargo, de acuerdo con estimaciones de analistas, es el único país que registraría variaciones positivas en la segunda mitad del año a diferencia de países de Europa y América.

Estados Unidos es sin duda el país más afectado por la pandemia. Ejemplo de ello es la caída del -4.8% de su PIB a tasa anual, cifra no vista desde la crisis de 2008 y que se origina por la desaceleración del consumo interno, producto del confinamiento. Incluso se prevé que su contracción económica se agudice en los próximos meses hasta la segunda mitad del año.

Europa, Italia y España son los países más impactados financieramente por el COVID-19. El caso de Italia es relevante por la tasa de mortalidad y durante el primer trimestre su PIB se redujo -4.8% comparado con el mismo periodo de 2019. En tanto, España registró una contracción de -4.1% en los primeros tres meses del año, provocado principalmente por la desaceleración de su consumo interno y altos niveles de desempleo.

En la crisis financiera de 2008, América Latina fue muy afectada. La deuda pública de la región giraba sobre el 40% del PIB, pero con la llegada del coronavirus, la deuda promedio alcanza ya el 62% del PIB, según las estimaciones del Banco Interamericano de Desarrollo.

Países como Argentina, Brasil, El Salvador, Uruguay, Bolivia, Costa Rica, México, República Dominicana, Colombia y Ecuador, encabezan la lista de economías con alto nivel de deuda y diversos organismos internacionales estiman que el impacto económico podría extenderse hasta 2022.

El COVID-19 llegó en mal momento para México, pues el país ya se encontraba en medio de una recesión económica y una incipiente crisis en el sector salud, que con el paso de las semanas se ha venido agudizando. La contracción de la economía mexicana fue de -2.4% en el primer trimestre, asociado a la caída del PIB de EU y con daños particulares en sectores como comercio, industria y servicios.

 

Related posts